Consejos estéticos a la hora de hacer retratos

22 de marzo de 2012
Valoración del artículo:
Cuando nos disponemos a retratar a alguien no sólo tenemos que tener en cuenta los aspectos técnicos. Si queremos darle un toque mucho más personal, podemos guiarnos por algunos consejos.
Atención: Contenido exclusivo de DesarrolloMultimedia.es. No reproducir. Copyright.

A la hora de retratar al sujeto tenemos que preguntarnos a quién estamos fotografiando. Muchas veces, conocer a la persona ayuda a hacernos una idea sobre la instantánea que queremos realizar para darle una perspectiva más artística. Conocer los gustos del fotografiado nos puede ayudar a crear un ambiente cómodo y trae consigo la posibilidad de ser más creativo.

Hacer sentir cómodo al retratado es esencial. Si está relajado, será natural, por lo que la imagen no tendrá un aspecto forzado. El momento de la toma de fotografías tiene que ser natural y relajado. Las mejores fotografías y, por lo tanto, los mejores retratos surgen en momentos cotidianos y situaciones naturales, por lo que es aconsejable hacer sentir a gusto a nuestro sujeto.



Si queremos que nuestra imagen tenga otro toque más creativo podemos añadir algo de movimiento. Esto provocará una sensación de dinamismo, que aporta energía y rompe con los esquemas del retrato tradicional estático.

El escenario de la toma también es importante. Ayuda a relajar el ambiente y a personalizar aún más la foto. Es recomendable que la persona fotografiada escoja su lugar, pero nunca está de más que sea el fotógrafo quién le aconseje qué lugar puede ser el adecuado. Como comentábamos antes, ser natural es mejor que forzar una fotografía.



Introducir en la instantánea otros elementos u objetos ayudan a contextualizar la foto, especialmente si el retrato va a estar enfocado hacia un tema concreto. En los algunos books de moda suelen introducirse cosméticos o prendas que ayudan a componer la foto. Si la ocasión precede, podemos introducir los elementos que queramos.

Siempre hay que respetar al fotografiado y debemos tener en cuenta que puede negarse en alguna ocasión a no ser fotografiado según de qué manera. Nunca debemos obligar a una persona a posar en una situación incómoda que no sea de su agrado ya que esa sensación puede afectar al resultado final de la imagen y al ambiente que previamente hayamos creado durante la sesión.

La fotografía es un arte y hay que tratarla como tal, así que, el último consejo a tener en cuenta es que cuando fotografiamos estamos creando arte. Hay que explotar en todo lo que podamos nuestra creatividad siendo imaginativos y guiándonos por lo que nos pida el sujeto. Sólo así podremos hacer un buen retrato muy personal y habremos logrado un buen trabajo.

Comentarios sin revisar
Entre los comentarios no revisados puede haber algunos
interesantes que se hayan enviado recientemente.


Se ha encontrado un comentario sin revisar




El autor
Soledad Rodríguez Esperanza
Dpto. Comunicación Insight Creativos S.L.
http://www.insightcreativos.es
Guía
Categorías

Donaciones
Si piensas que te hemos ayudado y merecemos tu apoyo económico...